Cultura

La aventura de conocer la cultura

Conoce

la Aventura de la Cultura

La aventura de conocer los destinos culturales del estado de Hidalgo se complementa con los paisajes naturales, la rica gastronomía y las artesanías; además de la posibilidad de vivir las tradiciones populares del calendario de fiestas.

Es por ello que este recorrido es un museo y un claro viaje al pasado que reconoce aspectos dignos de preservar, puesto que representa lo más llamativo del patrimonio hidalguense.

Zona Arqueológica

El Pañhú

Esta zona arqueológica tan poco conocida, es una ventana para conocer cómo vivían los antepasados en este sitio perteneciente a la cultura Xajay, su organización política y religiosa, así como las actividades que realizaban para su subsistencia, como la agricultura y la caza, aprovechando los recursos de su entorno.

Zona Arqueológica

El Pañhú

Esta zona arqueológica tan poco conocida, es una ventana para conocer cómo vivían los antepasados en este sitio perteneciente a la cultura Xajay, su organización política y religiosa, así como las actividades que realizaban para su subsistencia, como la agricultura y la caza, aprovechando los recursos de su entorno.

Visitar esta zona arqueológica es una invitación a remontar el tiempo, subir por sus escalinatas y mirar desde lo alto el panorama que tenían sus habitantes, imaginar la urbe de ese entonces y sentir los elementos a nuestro alrededor.

Podrás observar las construcciones hechas, así como los petroglifos y una pintura rupestre, cuenta también con una sala introductoria donde se pueden leer los datos históricos del lugar.

Tecozautla

Se ubica a 159 km de la ciudad de Pachuca sobre la carretera federal a Querétaro.

Cuenta con servicios de alimentación y hospedaje, también podrás conocer otros atractivos turísticos como los parques acuáticos y balnearios de la región, el convento de Santiago Apóstol, el acueducto de Los Arcos o Puente Colonial, las pinturas rupestres, el Reloj Monumental y la magnífica cascada de El Tagui.

Zona arqueológica

Huapalcalco

A una distancia de tres kilómetros del centro de Tulancingo, se puede contemplar la pirámide y las pinturas rupestres de esta zona, considerada como el primer asiento tolteca en el estado.

Situada en el norte de la ciudad y considerada como el sitio de ocupación humana más antiguo de Hidalgo, destaca una pirámide de tres cuerpos, de influencia teotihuacana de 12 metros de base y 8 de alto con un altar que posiblemente fue usado como depósito de ofrendas.

Este debió ser un centro cívico, religioso y habitacional de mucha importancia, localizado en los cerros del Huiztli y la Mesa en Huapalco, encontramos arte rupestre, medio de los grupos primitivos para dejar testimonio de sus vivencias, estas pinturas rupestres sugieren una antigüedad mayor a los 9000 años a. C.

Tulancingo

Se ubica a 46 km de la ciudad de Pachuca.

Ofrece a los visitantes hospedaje y gastronomía propia de la región, además tiene atractivos como la Catedral Metropolitana, el Museo del Ferrocarril, el Museo del Santo, el zoológico y la Capilla de la Expiación.

Zona arqueológica

de Tula

En este sitio se encuentra la zona arqueológica más importante de la cultura tolteca, son las ruinas de la gran ciudad de Tollán que vivió su máximo esplendor entre los años 900 y 1050 d. C.

Esta metrópoli se destacó por su cultura y dedicación a las artes. Entre sus construcciones se observa el majestuoso templo de Tlahuizcalpantecuhtli que simboliza el triunfo de la luz sobre la oscuridad, así como el Palacio Quemado.

Los Atlantes de Tula son famosos guerreros gigantes de piedra que simbolizan el ejército de Quetzalcóatl. Su figura le ha dado identidad a México en el mundo.

Tula de Allende

Se ubica a 80 km de la ciudad de Pachuca.

Ofrece a los visitantes hospedaje y gastronomía propia de la región, además tiene atractivos como el convento franciscano de San José.

Zona arqueológica

Xihuingo

Es el vestigio arqueológico más antiguo de Hidalgo. Probablemente sea el origen de la cultura Teotihuacana hacia el año 100 d. C. Su pirámide conocida como Tecolote era un centro ceremonial y alrededor abundan petrograbados que ilustran la vida y creencias del pueblo. Posiblemente su construcción date entre el año 300 y 750 d. C.

Está localizada al pie del místico cerro de Xihuingo, con altura de 3240 metros sobre el nivel del mar.

Se le asocia al Cerro de las Navajas de donde se proveía de obsidiana a la gran ciudad de Teotihuacan.

Tepeapulco

Se ubica a 46 km de la ciudad de Pachuca, por la carretera federal hacia Cd. Sahagún.

Cuenta con hospedaje y alimentación con comida típica, puede también visitar la Caja de Agua, la Laguna de Tecocomulco y el Convento de San Francisco.

Acueducto del

Padre Tembleque

Declarado por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad, notable obra civil de la época virreinal que cruza en su tercera arquería una barranca de 1020 metros y que tiene 68 arcos, el mayor con una altura de 38.75 metros.

Las otras dos se localizan en la Hacienda de Tecajete, con 42 arcos y en la Hacienda de Arcos, con 13.

Hacia 1860, Don Cesáreo Enciso construyó la Hacienda Casa Grande, que fue un reconocido mesón, alrededor del cual se concentró la actividad en Zempoala. En 1869, Don Cesáreo donó los terrenos frente a su hacienda para que ahí se construyera la plaza principal.

Zempoala

A 29 km al sur de Pachuca, por la carretera Pachuca-Cd. Sahagún.

Ubicada a 2532 metros sobre el nivel del mar, esta cabecera municipal se asienta en la región de los llanos magueyeros en una zona semi desértica de clima frío.

Camino Real

de Tierra Adentro

El Camino Real de Tierra Adentro fue la ruta de comunicación más importante desde la capital de la Nueva España, hasta las regiones del norte. También se le llamó el Camino de la Plata, puesto que, fue con respecto a la explotación y comercialización de la plata, que surgió esta ruta cultural que incluye cinco comunidades ya registradas en el listado de la UNESCO, como Patrimonio Cultural de la Humanidad, así como también, otros 55 puntos vinculados al camino que lleva del centro de México a Nuevo México y Texas, en los Estados Unidos.

En la parte de la ruta que queda dentro del territorio mexicano, es decir, unos 1400 kilómetros de los 2600 totales, se ubican elementos vinculados al camino en sí, como puentes y antiguos empedrados, pueblos, haciendas, cementerios, templos, capillas y minas.

El Camino Real de Tierra Adentro estuvo en uso desde el siglo XVI hasta el siglo XIX.

El Camino Real de Tierra Adentro fue incluido en la lista de Patrimonio de la Humanidad por parte de la UNESCO, el 1 de agosto de 2010. Fue agregado en la categoría de “Itinerario cultural”. La ruta incluye espacios del Distrito Federal, el Estado de México, Hidalgo, Querétaro, Guanajuato, Jalisco, Aguascalientes y varios más.

Tepeji del Río de Ocampo

Se ubica a 80 km al norte de la Ciudad de México.

Cuenta con hospedaje y alimentación con comida típica, puede también visitar el Convento de San Francisco.

Códice

Matritense

Los códices de Fray Bernardino de Sahagún quedaron inscritos como Memoria del Mundo por la UNESCO.

La obra de Fray Bernardino de Sahagún, integrada por el Códice Matritense y el Códice Florentino, quedó formalmente inscrita en el Registro Internacional del Programa Memoria del Mundo de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO).

Fray Bernardino de Sahagún dedicó casi 60 años de su vida a conocer e investigar a los pueblos indígenas, pues aprendió náhuatl y se interesó tanto por esta cultura que incluso el fraile franciscano llegó a “nahuatlizarse”.

Su obra contiene el Códice Matritense, documento que es producto de la investigación etnográfica en la Nueva España de mediados del siglo XVI y el Códice Florentino, un manuscrito en dos columnas con textos en náhuatl y español.

Tepeapulco

Se ubica a 46 km de la ciudad de Pachuca, por la carretera federal hacia Cd. Sahagún.

Cuenta con hospedaje y alimentación con comida típica, puede también visitar la Caja de Agua, la Laguna de Tecocomulco y el Convento de San Francisco.