BALNEARIOS

Toboganes, albercas de olas, aguas termales, cascadas y ríos brindan diversión bajo el sol.

Es una ruta con tintes culturales, donde los grandes conventos se hacen presentes en el panorama arquitectónico e histórico. Este corredor muestra una fuerte presencia otomí que aflora con más fuerza en sus expresiones artesanales, religiosas y gastronómicas.